Diciembre 15.2019


La chispa de la consciencia pura o fuerza divina está en el interior de cada individuo, pero en muchas almas, necesita ser sacada y avivada para que prenda. 
Despierta de tu sueño, reconoce la unidad del ser en tu interior, aliméntala, para que crezca y florezca. 
Una semilla se ha de plantar en la tierra antes de poder crecer. 
Contiene dentro de sí todo su potencial, pero ese potencial permanece latente, hasta que se le proporcionan las condiciones adecuadas para que crezca y se desarrolle. 
Tú, contienes ese potencial en tu interior, se llama consciencia pura, pero si no te despiertas a ese hecho y empiezas a buscarlo, no lo encontrarás y allí se quedará. 
Hay muchos individuos en esta vida, que no despertarán a ese hecho y son cómo semillas guardadas en sobres. 
Tienes que querer romper tus ataduras, permítete abrir y sacar todo el contenido que llevas dentro para ser libre. 
Tan pronto como ese deseo esté, lo comiences a hacer efectivo, primero en ti y expandiéndolo a los demás, ahí, recibirás ayuda de todas las formas posibles. 
Pero primero, ha de existir el avivamiento de ese deseo en tu interior.
Comienza a generarlo, da el primer paso, pues todo lo maravilloso logrado en tu vida, comenzó y seguirá avanzando con un primer paso.
Toma decisiones, es la mejor medicina para tus dolores físicos y emocionales.
Ciro 
La voz interior

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *